¿Qué son los postres artesanales?

El día de hoy deseamos mostrarles un tanto lo que significa la Pastelería Artesanal, y mucho más que decir hablamos de anunciar su valor.

Charlar de repostería artesanal nos hace meditar instantaneamente en tartas, galletas y postres caseros.

El misterio está en la masa

¿Te suena este dicho? Bueno, eso es completamente cierto. La primordial y más esencial diferencia está en los elementos empleados en su elaboración. El pan artesanal usa elementos naturales y sin refinar como harina, huevos, aceite de oliva, frutos secos, etcétera. Al tiempo que la repostería industrial usa harinas o aceites refinados, incluyendo el aceite de palma habitualmente.

Es esencial apuntar que los panes y bollería artesanal no usan conservantes ni grasas hidrogenadas, que es lo que se añade a los modelos industriales, lo que ayuda relevantemente al incremento de la incidencia de obesidad entre la población.

1- Los postres te hacen mucho más feliz

Ya que consumir un exquisito mordisco de tu postre preferido te transporta instantáneamente a un mayor nivel de felicidad, este sentimiento es verdadera, por el hecho de que la comida es una proporción naturalmente alta . de hidratos de carbono y hormonas que asisten a regular el estado anímico, el sueño, el apetito y el ritmo cardiaco.

Medita en tu postre preferido y cambia tu cabeza y cuerpo de forma efectiva. Aprovéchalo al límite y diviértete con tus exquisiteces preferidas sin la culpa agregada. ¡Verdaderamente haces algo positivo por tu cuerpo!

Entendiendo la pastelería

Antes de empezar, primero debemos aclarar que la pastelería no es exactamente lo mismo que la panadería, por consiguiente, si bien tu negocio puede trabajar con las dos promociones de cocina, si tu enfoque es un pastel, sería muy correspondiente reforzar en su concepto y comprender ciertas de sus especificaciones particulares, como el pan artesanal.

Generalmente, la repostería es una técnica culinaria que se enfoca en la elaboración de postres y platos dulces.

PHIVI POSTRES ARTESANOS Edición Viaje

En un habitual cuento infantil costarricense, que la mayor parte de los costarricenses conocen de memoria, un ratón cae de manera accidental en una cazuela humeante de arroz con leche, todo por el hecho de que usó el Cuchara equivocada para removerlo. . En el momento en que era pequeña, la imagen de una cazuela enorme de uno de mis postres preferidos me dio apetito.

Y para mí, no puedes tener una aceptable comida costarricense sin postre; un flan decadente o unos cuantos empanadas son el desenlace idóneo para una comida exitosa. Lo interesante de los postres es que no son lo que la mayor parte de los comensales opínan en el momento en que les preguntan por la comida sudamericana (o costarricense, en un caso así). Los platos salobres como el gallo pinto o el chifrijo acostumbran a estar en la cabeza de todos.

Deja un comentario