¿Por qué es malo el pan blanco?

Seguramente en más de una ocasión has oído, leído o alguien te dijo que es malo comer pan blanco, que tienes que quitarlo de tu dieta y que siempre y en todo momento tienes que decantarse por el pan integral. Bueno, una investigación israelí reciente halló que toda esta comida puede no ser buena.

Que el pan blanco sea 'bueno' o 'malo' es dependiente de cada individuo y de de qué forma lo reciba su flora intestinal, según un trabajo de investigación hecho por estudiosos del Centro Weitzman de Ciencias en Rehovot, Israel.

Índice de contenidos
  1. ¿A qué nos encontramos aguardando rebeldes?
    1. Su índice glucémico es prominente

¿A qué nos encontramos aguardando rebeldes?

El pensador, escritor y cineasta francés Guy Debord (muy relacionado a España y a la civilización de españa, a propósito) fue muy gráfico al argumentar su sorpresa frente a la indiferencia de los panaderos franceses en vez del pan genuino para imitar y esto no ser la causa de una exclusiva Revolución Francesa: «A lo largo del periodo previo a la Revolución de 1789, recordamos los varios altercados populares que reventaron como producto de los sacrificios moderados para falsificar el pan. (...) En el momento en que hemos visto, hace diez años, que el pan se encontraba desapareciendo en Francia, la mayoria de las veces en vez de pseudopan (harina sin realizar pan, diastasas químicas y hornos eléctricos), no solo esta situación no fue traumática. despertó cualquier movimiento de queja y defensa (…), pero absolutamente nadie charló de esto». (1)

Si no hay ocasión de hallar pan enserio, te prometo que comer sardinas, ensaladas, huevos fritos y jamón sin pan sienta realmente bien. El pan blanco en oposición al pan integral refinado tiende a ser entre los primeros pasos en el sendero hacia una dieta mucho más saludable. Pero si piensa que este fácil trueque podría no generar desenlaces tangibles, se va a llevar una sorpresa.

Leer también:  ¿Qué es el pan de trigo sarraceno?

Seleccionar pan integral en vez de pan blanco refinado tiende a ser entre los primeros pasos en el sendero hacia una dieta mucho más saludable. Pero si no piensa que este fácil cambio logre generar desenlaces tangibles, se va a llevar una sorpresa.

Su índice glucémico es prominente

El pan blanco pertence a los alimentos que se quema veloz y tiene un índice glucémico prominente. Esto quiere decir que si no se utiliza apropiadamente como fuente de energía, hace el consumo de insulina y hace picos altos en el azúcar en la sangre.

Sus efectos en el organismo son equiparables a los que genera el azúcar blanco: eleva la glucosa, perjudica las funcionalidades del páncreas y perjudica trastornos metabólicos como la diabetes mellitus y el sobrepeso. Tenga presente que se demostró que acrecentar la glucosa en sangre con regularidad crea resistencia a la insulina, que se asocia con un mayor peligro de diabetes.

Otros Artículos Interesantes...

Subir

Este sitio web utiliza cookies para funcionar correctamente. Más información.