¿Cómo se cocina la pasta fresca?

  • 250 g Pasta Fría
  • 1 Litro de Agua
  • 1 cucharada chica de sal

Cocina con sal y pasta fría a tu manera sin contrariedad .

La proporción de sal en el agua de cocción

La cantidad correcta de sal gruesa es de 12 a 15 g por litro de agua. La sal unicamente se añade en el momento en que el agua está hirviendo, por el hecho de que el agua salobre hierve a una temperatura mucho más alta, con lo que tarda mucho más en hervir.

Prepara la pasta fría a mano

  1. Encima de la mesa de trabajo, vuelca la harina y forma un volcán con ella. En el volcán, rompemos los huevos, los batimos un tanto y empezamos a entremezclarlos con la harina. Combinar primero con un tenedor y después con el dorso de las manos, creando una masa levemente dura que se despegue de las manos.
  2. En el momento en que ahora hayamos hecho la masa, la espolvoreamos con algo de la harina sobrante y la metemos en una bolsa de plástico para nevera o envolvemos en papel largo y dejamos descansar 20 minutos.
  3. Pasado este tiempo, empezamos a amasar la harina con un rodillo, de manera cuidadosa de no romperla. Lo amasaremos hasta el momento en que quede muy fino y bien estirado. Cuando esté fina y estirada, la dejamos secar a lo largo de diez minutos. Pasado este tiempo, lo enrollamos delicadamente y empezamos a cortarlo en tiras. El tamaño de las tiras puede ser el que deseamos.
  4. Ahora poseemos lista nuestra pasta fría. Para cocerlo, en una olla de agua con sal al gusto, llevar a ebullición y cocer la pasta a lo largo de 3 minutos. Listo para ser útil.

Prosigue a mano cada paso de esta fantástica receta de pasta fría en nuestro vídeo:

Tiempo: diez minutos amasando + 30 minutos descansando + diez minutos estirando y secando + diez minutos cocinando = 1 hora

Ya conoces, en relación salga la pasta de la cazuela, ten lista tu salsa, aderezo o elementos preferidos para añadir, por si acaso hay fideos o espaguetis que hayas listo. Si te decides por la pasta fría rellena, es posible que no precises añadir mucho más que algo de aceite y pimienta para condimentar, en tanto que el relleno contribuye todo el gusto.

Si es lasaña o canelones, en el momento en que estén completados mézclalos, mete todo al horno y ¡a gozar! La masa de la pasta solamente dura pues está llevada a cabo con huevo fresco. Si deseas llevar a cabo un sinnúmero y preservarlo, lo destacado es cocinarlo y después guardarlo en el frigorífico hasta por 3 días, o puedes congelarlo y utilizarlo en el momento en que te apetezca. Este último es excelente para lasañas y canelones, pues de esta forma tienes láminas de pasta fría que solo precisas descongelar para utilizar 😉

¿Se puede congelar la pasta?

La contestación es sí. Hacemos exactamente el mismo trámite que antes y lo tenemos la posibilidad de congelar en tupper o largo. Esto nos va a durar 2 o 3 meses. A mi juicio es preferible realizar la masa y comerla ahora.

Varios veganos o alérgicos al huevo no van a poder comer esta pasta, con lo que se puede elaborar sin huevo. Lo único que vamos a hacer va a ser substituir los huevos por agua. Para una proporción de 300 gramos de harina, agregaremos 150 ml de agua.

Deja un comentario